Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter

info@heureka-sas.com
Carrera 15 No. 91 - 30,  Piso 4º, Edificio Anfora
PBX: (571) 743 3387 · Móvil: (57 320) 371 0718
Bogotá - Colombia

Los pros y contras del alza del dólar

No se conseguirán este año dólares baratos. Viajar al exterior y comprar por internet, más costoso.

El dolar vuelve a reinarSi usted es de los que vienen aplazando las vacaciones, tienen frenada la compra de materias primas básicas para su negocio o no le han girado aún dinero a su hijo que estudia en el exterior, a la espera de que el precio del dólar baje un poco, llegó la hora de cambiar de estrategia, porque dólar ‘caro’ habrá para rato.

Las posibilidades de conseguir dólares hoy a los precios de mediados del año pasado, cuando se compraban en promedio a 1.880 pesos, son bastante remotas, más aún con un barril de petróleo (WTI) que se vende por debajo de los 50 dólares y frente a una inminente alza de tasas del banco central de Estados Unidos (FED).

¿Y qué tienen que ver esos hechos con el costo de los dólares que se compran o venden en el mercado colombiano? Mucho más de lo que el común de las personas cree, pues factores como esos son claves para determinar la abundancia o escasez de la divisa en la economía, lo que, a su vez, ayuda a fijar su costo.

Por eso, un escenario de bajos precios del petróleo, como el actual, y alza de tasas en Estados Unidos, entre otros factores, sin duda harán que disminuya la liquidez de dólares en la economía a medida que avance el 2015.

Lo que dicen los analistas es que, con un petróleo 50 por ciento más barato que hace seis meses, los ingresos de la Nación se verán muy afectados, en la medida en que se recibirán menos divisas por exportaciones del crudo que produce el país. 

A su vez, un alza en las tasas de interés de la FED no solo hará que lleguen menos inversionistas internacionales con sus capitales al país, pues los llevarán hacia Estados Unidos, sino que también estimulará la salida de recursos, por lo que la demanda de dólares aumentará, y presionará su precio al alza.

Por eso, hay quienes dicen que dólares ‘baratos’ ya no se conseguirán este año, y lo mejor es acostumbrarse a hacer cuentas con una tasa de cambio que, en el mejor de los casos, rondará entre los 2.350 y los 2.450 pesos, sin que se descarte que en algún momento pueda superar los 2.600 pesos.

Compras, giros y deudas se encarecen

En Corpbanca Asset Management no ven que el dólar vuelva a estar por debajo de los 2.290 pesos. A esos niveles no será muy rentable ir de vacaciones fuera del país. Sin embargo, quienes no pueden aplazar sus compromisos, como los importadores, tendrán que traer, quiéranlo o no, sus materias primas del exterior a un mayor costo.

Por ejemplo, el presidente de Harinera del Valle, Alfonso Ocampo, dijo que la devaluación los afecta fuertemente, ya que casi toda la materia prima de la compañía es importada y la harina representa el 90 por ciento de sus costos. Por ello, la compañía tuvo que incrementar el precio al consumidor de los productos.

No es lo único en lo que las personas sentirán el efecto de un dólar más costoso.

Vehículos importados, artículos de tecnología y compras por internet en tiendas del exterior sin duda saldrán más caras, pues se liquidarán a una tasa de cambio más elevada.

La coyuntura tampoco favorece a las empresas que tienen deudas en dólares, pues mientras su precio permanezca en un nivel alto, el costo de la obligación será igualmente elevado.

Remesas, turismo y exportaciones ganan

Para los exportadores, la devaluación ha significado una mejoría en sus ingresos. Desde cuando empezó la carrera alcista de la divisa, reciben más pesos por dólar que traen, lo que no implica, necesariamente, que estén exportando más, como ellos aclaran.

A mediados de junio del 2014, cada dólar se pagaba a 1.877,4 pesos; en la semana que pasó, su precio tocó los 2.517 pesos.

Entre las ganadoras también están cientos de familias colombianas que reciben remesas.

Para mediados del 2014, por cada dólar que les enviaban recibían en Colombia unos 1.850 pesos; hoy, esa suma puede estar en los 2.400 pesos. Significa que por un giro mensual de 500 dólares hoy reciben unos 260.000 pesos más que ocho meses atrás.

El turismo hacia el país también gana. Los extranjeros ven que su dinero les rendirá más.

Fuente: EL Tiempo.

Deja un comentario